Engaños


Dónde escondes a tu ángel bondadoso.
A dónde se fué ese espíritu que nos gustó tanto.
A que universo lo arrojastes.
¿Por qué...? me parece todo tan borroso.

A que poeta vendistes tus palabras,
A que artistas le cedistes el boceto.
Por qué llegué a apreciarte tanto
por qué ahora te aborrezco.

Cúal es la verdadera sonrisa
cuales son los ojos hermosos.
Cúales son las palabras verdaderas
que tal te fué con tu muñeco de trapo.

Por qué sufres ahora
recogistes lo que has sembrado.

Desde el lado oscuro, desde el camino verdadero.

Para aquel que quiera escucharlo.


Dicen que no hay mejor sordo que el que no quiere oir

Comentarios

Ybris ha dicho que…
Seguramente eso es lo que sucede: quien siembra engaños recoge sufrimiento.

Un abrazo.
Amor ha dicho que…
precioso el poema, halatriste

yo también busco el camino verdadero, pero no siempre acierto

amor

:-)
Isabel Chiara ha dicho que…
Porque nos quiso engañar, jugó con nuestro desamparo, y ya aprendimos la lección, y ahora somos nosotros los que juzgamos.

Un abrazo
Dark Euridice ha dicho que…
muy lindo poema.... y la imagen que elegiste para acompañarlo tambien me encantó... :)
Saludos

Entradas populares de este blog

Nacionalismo. Un rollo para atontar a la gente

Crisis de identidad

Sinopsis y reseña literaria